fuentearcos

Reportaje de Bodas en Fuentearcos | Fotografos de Fuentearcos

Iván y Noelia – 24 de abril de 2010

Ivan y Noela, 24 de abril de 2010


Eran las seis y cinco de la tarde cuando Noelia, llegaba en limusina a la Cripta de la Almudena… nosotros este momento lo vimos como simples transeúntes, ya que no podíamos hacer las fotos debido al jaleo de exclusivas de las iglesias… bueno ya sabéis lo que pensamos con respecto al tema… Así que nosotros nos limitamos a ver la cara de asombro de todos las personas que pasaban por la calle… la gente se paraba, se hacia foto con ella… vamos que la gente miraba más a la limusina que a la Catedral de Madrid…

Bueno después de hablar de la sorpresa… de Ivan para Noelia, ya que ella no sabía nada de nada… pasó a contar lo que compartimos con nuestros chicos, que en verdad fueron muchas más cosas…

Como bien dije antes, estabamos en la puerta de la iglesia cuando llegó la limusina con Noelia, cuando ella llegó ya estaban todos los invitados dentro de la iglesia. Noelia estaba espectacular con su vestido de Manuel Mota, tan radiante como el sol que iluminaba la fachada de la Catedral de Madrid… Ella paso por la puerta de la iglesia cogida del brazo de su padrino, con total decisión y nosotros nos quedamos esperando viendo como llegaban los últimos invitados…

Al ratito comenzaron a salir los primero invitados… uno a uno, una muchachita se encarga de entregar un saquito de arroz a cada uno de ellos… mientras los chicos más jóvenes se equipaban con los tubos lanza confeti… y se hacían pequeñas gracias entre ellos. Mientras todos los demás luchaban por conseguir el mejor de los sitios para poder ver salir a nuestros chicos, ya felizmente casados…

Llego el momento y un enorme viva los novios sonó al traspasar la puerta, los tubos de confeti estallaron y una autentica tormenta de arroz y confeti les cayo a nuestros chicos, que aguantaron sin dejar de sonreir ni un solo segundo.

Rápidamente nuestros chicos terminaron de bajar los últimos peldaños y se abalanzaron sobre los invitados. Besos, abrazos y achuchones eran repartidos y recibidos todos sin para… la alegría recorría la calle…

Sintiendolo mucho nos acercamos a nuestros chicos y les comentamos que debíamos marcharnos, ya que los jardines de el Campo del Moro se cierran las 19:30, y nos teníamos que marchar… ya que la limusina no va tan rápido por Madrid como un pequeño utilitario…

Aprovechando la luz del atardecer de Madrid, comenzamos el reportaje, fue un rato muy divertido y nuestros chicos nos hicieron nuestro trabajo muy fácil… Iván no paraba de gastar bromas y Noelia no paró de sonreír en ningún momento… Además los primitos y sobrinos también se lo pasaron súper bien… la verdad estaban encantados con montarse en la limusina, de estar en las fotos, es decir, en vivir la boda a tope…

Salimos corriendo hacia Fuentearcos, donde el resto de los invitados estarían a punto de llegar… De repente nuestros chicos desaparecieron como por arte de magia y al segundo volvieron aparecer nuestros chicos, pero eso si, Noelia cambió sus zapatos por unas estupendas playeras que por cierto era la envidia de todas las invitadas…

Aprovechando la tarde tan maravillosa que hacia, el cocktail, fue servido en el jardín. Los invitados se agrupaban y charlaban tranquilamente… disfrutando de una cerveza bien fresquita junto con unos aperitivos que los camareros les acercaban recién hechos…

Los amigos se unieron rápidamente a nuestros chicos, dejando bien claras sus intenciones… querían que Iván y Noelia se lo pasarán en grande y sinceramente, creo que lo consiguieron… y además con nota…

Llegó la hora de la cena y el Jefe de Sala se acerco a los novios para pedirles permiso para comenzar la cena… y poco a poco los invitados pasaron a cenar, comentado lo bonito que había sido el Cocktail jardín.

Nuestros chicos fueron los últimos en entrar, todos los invitados les esperaban y un enorme aplauso les recibió. He de decir que nuestros chicos estaban muy felices y esa felicidad se veía en la sonrisa de sus rostros y en el brillo de sus miradas… aunque los papas que estaban a su lado no andaban muy lejos y alguna lagrimilla se escapó…

La cena comenzó rápidamente después del brindis de bienvenida… pero Iván tenía un as guardado en la manga… quería volver a sorprender a Noelia… y vaya que si le sorprendió… todos los chicos se acercaron y a parte de darle dos besazos, todos llevaban unas cuantas flores para hacer poco a poco un pedazo ramo… comentar que la novia estaba encantada… y totalmente sorprendida…

Bueno poco a poco la cena fue avanzando hasta llegar a la hora del baile, pero fue en ese momento cuando las primas de Noelia habían preparado un espectacular baile para los novios… que hizo que todos los invitados aplaudieran un montón.

Llego el momento del baile, nuestros chicos habían elegido una canción tranquila para comenzar, pero no bailaron solos, ciertamente no se como lo hicieron, pero cuando sonó el primer acorde todos los invitados comenzaron a bailar a la vez… y con este plan ya os podéis imaginar como fue el resto,… pues si terminaron súper tarde y súper contentos… pero prometemos no contar ningún detalle.

Fran y Laura – 24 de abril de 2010

Fran y Laura, 24 de abril de 2010


Sobre la una de la tarde llegamos a la casa de los padres de Fran, hemos de ser sinceros… estas horas no son buenas ya que a estas horas apetece más un aperitivo que hacerse fotos… pero tenemos que dar un diez a la familia de Fran por que nos ayudarón un montón, a pesar de los nervios, aunque aun faltaba un buen rato para el gran momento, siempre se tienen, y es lo normal, uno no casa a un hijo todos los días…

Salimos corriendo hacia la casa de los padres de Laura, allí nos esperaba Laura, estaba terminando su sesión de maquillaje, para lucir espléndida su espectacular vestido, este era de la firma La Sposa. Laura poco a poco nos ayudo a preparar todas las cositas del bodegón, donde destacaban unos preciosos Zapatos de Emilio Badiola… Rapidamente comenzamos a realizar las fotografías de Familia y en ellas tomo mucho partido el hermano de Laura… que no paró de bromear con nosotros… y aunque nos lo estábamos pasando muy bien el reloj nos avisaba, y teniamos que salir corriendo hacia la iglesia donde Fran ya estaba recibiendo a los invitados…

Laura fue súper puntual, tan puntual que llegó cinco minutos antes, así que ya nos ves a nosotros con la ayuda de Fran metiendo literalmente «a empujones» a todos los invitados dentro de la iglesia… casi casi como en el metro de Tokio… La ceremonia fue muy emotiva y en algunos momentos alguna lagrimilla salto… además el párroco que era encantador preparo una ceremonia que resulto muy amena para todos.

Las fotos del reportaje las realizamos en los Jardines del Capricho. Fue un rato súper intenso, por dos motivos, el primero solo teníamos diez minutos y el segundo, nuestros chicos son un encanto y nos lo pasamos fenomenal haciendo el reportaje… da gusto trabajar con unos clientes tan majetes…

Y como no, otra vez de nuevo a correr, como siempre digo ojalá tuviéramos un par de horas más en la boda, para que todo fuera un poquitín más tranquilo… pero creo que esto, nunca será posible, porque precisamente la gracia de las bodas, son estas pequeñas prisas…

Llegamos a Fuentearcos, justo en el momento que llegaban los invitados… en la puerta el Jefe de Sala recibió a nuestros chicos y con una sonrisa les indicó que estaba todo listo, Fran y Laura se mirarón se cogierón de la mano y entraron al jardín en medio de un espectacular aplauso que les dedicaron todos sus amigos y familiares…

Ya os podéis imaginar una tarde estupenda, una inmejorable compañía, un jardín espectacular y una cervecita fresca, acompañada de un buen aperitivo, creo que pocas cosas pueden animar más una fiesta.

Llego el momento de la cena y poco a poco fueron los invitados entrando a la carpa, donde se iba a servir la cena. Los novios entraron los últimos acompañados de sus padres, juntos brindaron y agradecieron de corazón a todos el compartir con ellos ese gran momento.

Y después de una estupenda cena y con las pilar bien recargadas, comenzó la discoteca, y a partir de aquí todo es secreto de sumario… bueno os puedo decir algo… la fiesta termió al amanecer…

Diego y Sonia – 13 de marzo de 2010

Diego y Sonia 13 de marzo de 2010


Eran las doce en punto de la mañana cuando llego Diego a la iglesia, muy elegante con un traje de color oscuro, la corbata intentaba combatir con un color bastante atrevido con la sonrisa de Diego. Estaba realmente muy tranquilo, y eso si en ningún momento perdió la sonrisa, siempre estaba sonriendo.

Poco a poco fueron llegando los invitados y uno a uno Diego les fue saludando.

Diego nos comento en algún momento el buen tiempo que hacía, ya que después del invierno que llevamos, tener este maravilloso día de primavera era un autentico lujo.

Sonia tal y como nos prometió mientras preparábamos la entrevista llego super puntual, eran las doce y media cuando la vimos bajarse del coche, luciendo un vestido muy sencillo (el cual encaja perfectamente en su carácter) junto con una mantilla muy rica en detalles, era un conjunto estupendo.

Del brazo de su padrino se adentro en la iglesia, donde junto al altar estaba Diego esperándola, acompañado de la madrina.

La ceremonia era para nuestros chicos el momento más importante, y todos los asistentes, el párroco que es gran amigos de ellos y todas las personas que participaron más activamente, hicieron todo para esto fuera un momento realmente irrepetible.

Después de la ceremonia salimos corriendo hacia Fuentearcos, donde ya estaba todo preparado para la celebración.

Mientras llegaban los invitados nosotros aprovechamos los innumerables rincones que tiene esta finca para hacer el reportaje de fotos. Fue un rato super tranquilo y muy agradable, tal y como es el carácter de nuestros chicos.

Justo al comienzo del cocktail nuestros chicos se unieron a los invitados. Aprovechando un mediodía maravilloso nuestros chicos fueron saludando a todos los invitados… y nosotros, pues ya sabéis, nos liamos hacer fotos a todos…

Pronto todos pasaron al restaurante para el almuerzo, este fue muy tranquilo, este ritmo tranquilo se rompió cuando nuestros chicos sorprendieron un ramo de flores a la madrina. Durante los postres aprovechamos para hacer fotos con cada una de las mesas… y que sería una boda sin baile así que enseguida comenzó a sonar la música y todos los invitados comenzaron a bailar… y bueno cuando nosotros nos marchamos la fiesta seguía, seguía y creo que tenían mucha energía, así que seguro, que la fiesta se prolongo hasta muy tarde…

Roberto y Ángela – 12 de febrero de 2010

Roberto y Angela


Como bien sabéis la boda es una decisión difícil y sobre todo muy pensada. Nosotros estamos acostumbrados a recibir un montón de parejas, ya con la decisión tomada y todos los preparativos casi ultimados. Aun recuerdo cuando llegaron al estudio Roberto y Ángela, fue hace pocos días, ya sabéis que las bodas en invierno no requieren reservar con mucho tiempo… Pero hubo una cosa que nos sorprendió, era lo cercanos que eran, sencillos y naturales, es decir, encajaban perfectamente en el perfil de cliente de El Taller.

Total que nos enrollamos hablar, hablar y hablar, vamos que nos tiramos un buen rato… y bueno voy a ir al grano que me enrollo como las persianas y seguro que estáis deseando leer la crónica…

Llegamos prontito al Ayuntamiento de Rivas, allí ya estaba el concejal preparando la sala donde se oficiaría la ceremonia.

Pronto llegaron los primeros invitados, unos amigos de nuestra pareja, y el primer comentario, que frío, la verdad, la tarde era soleada pero el frío… era de verdad…

Poco a poco fueron llegando el resto de los invitados, y entre ellos se iban saludando y gastando pequeñas bromas que hacía que el ambiente fuera muy agradable. La nota simpática la pusieron los primos pequeños de Roberto, que en todo momento no pararon de sonreír.

Enseguida llegaron nuestros chicos y fueron recibidos por el concejal con un apretón de manos y una sonrisa, que hizo que nuestros novios se tranquilizaran un poco… en este momento les comento sus propósitos, nos podéis imaginar lo que era, pues es sencillo, quería hacer una ceremonia tan emotiva que la madrina llorara un poquito y que esperaba tener suerte de que a la novia también se le escapara alguna lagrimilla.

Con la ayuda de la persona de seguridad todos los invitados fueron pasando poco a poco a la sala y tomando asiento. Fue entonces cuando sonaron los acordes de una marcha nupcial y poco a poco nuestros chicos entraron de la mano los protagonistas de esta pequeña historia.

La ceremonia comenzó con todo el protocolo legal que una ceremonia civil conlleva. Justo antes del consentimiento se hizo una pequeña pausa, entonces la cuñada de Ángela leyó un poema, y fue entonces cuando las lagrimas aparecieron en el rostro de la mama de Roberto… primer objetivo cumplido, una ceremonia tan sería se había convertido en un momento mágico… Después de la lectura llegó el momento del consentimiento que fue super divertido. Era el momento de nuestros peques, los primitos de Roberto eran los encargados de entregar los anillos. El concejal les pidió que antes de intercambiarlos se dijeran unas palabras el uno al otro. Y segundo objetivo cumplido, Ángela no lo pudo evitar y unas lagrimillas se le escaparon… y un fuerte aplauso trasmitió el sentimiento de alegría de todos los allí presentes.

Después llego el momento de las firmas, pero justo antes de ello, el señor Concejal les hizo entrega de un regalo de parte del Ayuntamiento de Rivas.

Llego el momento del arroz, besos y de la foto de todos juntos, eso sí, todo ello muy rápido, ya que no os podéis imaginar el fresquito que hacía…

Salimos corriendo hacia Fuente Arcos, rápidamente realizamos el reportaje de las fotos. Fue un rato pequeñito pero muy agradable. Y rápidamente nos reunimos con los invitados en el cocktail. Allí estaban todos los invitados charlando y disfrutando de una cervecita. Cuando llegaron nuestros chicos todos comenzaron a aplaudir. Nosotros les dejamos que también disfrutaran de un poco antes de realizar las fotos de grupo, este trance que suele ser un poco complejo fue muy divertido, ya que una de las tías de Roberto no para de gastar bromas, y la verdad estaba tan contenta que no paro hasta acercarse al novio y darle un pedazo de achuchón.

La cena fue abierta con un brindis por parte de los novios, a los que se les unieron todos los invitados. Fue tranquila, pero lo de tranquila entre comillas, porque las primas de Roberto no pararon en ningún momento de hacer bromas con nuestros chicos…

Después llego la tarta que fue un momento super entrañable ya que nuestros chicos estaban super emocionados.

Creéis que se me olvidaba comentar una cosita, y no es cierto, lo estaba dejando para el final, si, es el vestido de la novia, que era super chulo, y fue de las cosas que más se comento en la boda, ya que estoy convencido de que les gustó a todos los invitados…

Juan Antonio y Carmen – 23 de mayo de 2009

Nuestros clientes siempre son especiales para nosotros, direis que es por que son nuestros cliente y porque hay que hacer la pelota. Esto es la primera lección que te dan en cualquier clase de marketing, de las baratitas, … pero bien es cierto que las personas que contratan el taller para sus fotos, lo hacen por muchas cosas, pero hay una especial, es la buena relación con nuestros clientes.

Juan Antonio y Carmen, son nuestro prototipo ideal de clientes, majetes, alegres, simpaticos, divertidos y sobre todo con muchas ganas de hacer de su boda una gran fiesta.

Nosotros tenemos la suerte de asistir a muchas bodas (como podeis ver en nuestros blog), pero como la Juan Antonio y Carmen, la verdad muy poquitas.

Primero fuimos a casa de Juan Antonio, el estaba muy tranquilo junto a sus padres, la verdad tener todo preparado y controlado es la mejor receta para que todo salga bien, y a Juan Antonio no se le escapa nada.

Durante las fotos todo fue muy sencillo y divertido, ya que los padres nos ayudaron un montón.

Salimos corriendo hacia la casa de Carmen, donde alli estaba ella casi, casi terminada de prepara, que es como nos gusta encontrarnos a la novia, para así inmortalizar estos momentos.

Junto a ella estaban sus hermanas, ayudandola en todo, y sobre todo estaban super contentas y muy emocionadas.

Cuando ya estaba todo listo, Carmen, entro en el salón, y alli la esperaban el resto de la familia. Ya estando todos juntos comenzamos a realizar esas fotos que luego cuando pasan los años las vemos siempre en navidad y siempre se comentan lo que ha cambiado la moda…

Salimos corriendo hacia la iglesia, que esta vez, era la capilla de un colegio, la verdad, capilla, capilla, casi podríamos decir que super iglesia, ya que el tamaño era considerable…

Alli estaba Juan Antonio recibiendo a todos los invitados con su buen saber estar y sobre todo muy elegante.

Poco a poco fueron terminando de llegar los invitados y puntual como siempre llego Carmen.

Recordamos perfectamente la expresión de Juan Antonio, la verdad Carmen estaba guapisima, aunque ella, siendo tan discreta como es nunca lo reconocera.

La ceremonia fue muy entrañable, sencilla y sobre todo llena de muestras de cariño por parte de nuestros chicos.

La chispa de simpatia la pusieron la simpática pareja de niños de anillitos, que estaban para comerselos, que guapos estaban, y lo bien que se portaron.

La salida no podia de ser de otra forma, los amigos lanzaron un monton de arroz y petalos, deseandoles lo mejor y sobre todo expresando su alegría.

El reportaje lo realizamos en los jardines del Parque del Capricho, y fue un rato super agradable, ya que nuestros chicos no pararon ni un momento de bromear con nosotros.

Terminado el reportaje, salimos hacia Fuente Arcos, donde ya estaban llegando los invitados para disfrutar de un estupendo cocktail en el jardín. Durante este ratido y entre cevecita y cervecita, nuestros chicos fueron haciendose fotos con todos los invitados.

Al ratito todos los invitados pasaron a degustar la cena que Juan Antonio y Carmen habian elegido. La cena fue relativamente tranquila, ya que todos los invitados querian coger fuerza para la discoteca.

Por que si hay que elegir una boda por la buena música, por la animación, por la entrega de los invitados, la de Juan Antonio y Carmen se lleva la medalla de oro. Que fiesta, la verdad no tengo palabras para describir el buen rollo que había en la pista… Por cierto damos fe, terminaron muy, muy, muy, tarde.

Juan y Carmen